Desde pequeña me fascina el cuerpo humano y sus secretos, y esto me llevó a estudiar medicina. De todas las especialidades con las que tomé contacte durante la carrera de medicina, la experiencia en el área de la obstetricia fue la más reveladora y la que más me cautivó. Cuando vi mi primer parto me emocioné tanto que tuve muy claro qué tipo de médica quería ser: ¡obstetra! Yo también quería participar en el milagro del nacimiento, ayudar con mis conocimientos, entusiasmo y amor.

Varias experiencias personales en la última década me han llevado a construir el proyecto de CumAqua. Acompañar a las madres mientras están dando a luz, observando el proceso fisiológico del parto, sin interferir inútilmente, y finalmente recibir a una nueva criatura en un ambiente de armonía y amor, es mi mayor gratificación.

Mi curiosidad por los procesos naturales se satisface con cursos de homeopatía y fitoterapia, de acupuntura, lactancia, alimentación macrobiótica, kinesiologia y mindfulness. Estos conocimientos me ayudan a complementar mis herramientas como médica, y resultan especialmente útiles no solo en el proyecto del parto natural, sino también en la consulta de ginecología, en todas las etapas de la vida de la mujer.

Ginecología y obstetricía